Alta tolerancia social a la violencia machista

Es el concepto expresado por la Ministra de Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación, Elizabeth Gómez Alcorta.

Esta definición sobre la sociedad argentina, fue expresada en declaraciones a la prensa. Gómez Alcorta, explicó: “hay una alta tolerancia a la violencia machista en la sociedad” y destacó que esto, en conjunto con los “altísimos niveles de impunidad”, constituyen los “grandes obturadores” para poder evitar los femicidios en el país que, según los números de la Corte Suprema de los últimos tiempos, reflejan la muerte de entre 250 y 280 mujeres al año por razones de género.

“Con los femicidios hay dos grandes problemas, que son los grandes obturadores para poder bajar la violencia más extrema en nuestra sociedad: la altísima tolerancia social que existe respecto la violencia machista y los altísimos niveles de impunidad”, señaló Gómez Alcorta, en la previa a la segunda y última jornada del primer foro federal para construir un plan nacional “Contra las Violencias por Razones de Género” que tuvo lugar en el complejo de Chapadmalal de nuestra ciudad.

“Hay una naturalización de las violencias que no solo hay que pensarla en clave de femicidios porque, en general, las violencias comienzan con violencias psicológicas para luego ir en un espiral ascendente hasta llegar a la violencia extrema. En este sentido, es fundamental pensar en esta naturalización en términos culturales”, señaló.

“El otro gran problema para bajar las tasas de femicidio está vinculado a los altísimos niveles de impunidad. Hay muchísimas mujeres que van y denuncian y en general hay un déficit enorme en la respuesta estatal del Poder Judicial. Ese indicador de impunidad indica que hay algo que socialmente también se tolera. Ahí hay algo que se está diciendo y lo dice el Estado. Y ahí hay otra gran tarea que tenemos por delante, que es estratégica”, especificó.

En la estrategia, la ministra aseguró que se encuentra la elaboración, de manera colaborativa, de un plan nacional (y otras políticas como la creación de un sistema nacional de cuidados).

“Elegimos hacer ocho foros en diferentes puntos del país porque entendemos que una de las prioridades del ministerio es entender las políticas de un modo federal y entenderlas, también, desde el punto de vista de cada territorio”, señaló, al tiempo que aseguró que “ninguna política pública” puede pensarse sin escuchar a “organizaciones de la sociedad civil, organizaciones sociales, sindicatos y funcionarios locales de cada distrito”.

“Sabemos que los municipios son los que tienen los dispositivos que hacen los primeros abordajes. No hay forma que podamos abordar un plan nacional sin tener esta escucha y no alcanza con un único modo porque sabemos que las violencias y los modos de abordarlas son distintas a lo largo y ancho del país”, indicó.

Gómez Alcorta también dio un indicios respecto los plazos. Con el último foro terminando el 17 de abril, señaló que el equipo del ministerio se tomará dos meses para elaborar el plan a partir de la información recabada y que “para la mitad de año el plan estará presentado. Queremos que tenga una vigencia de dos años”, aclaró.

Legalización del aborto

Pese a que el presidente Alberto Fernández asegurara, en su gira internacional, que enviará al Congreso Nacional una ley “que termine con la penalización del aborto y que permita la atención de cualquier aborto en los centros de salud pública”, declaraciones posteriores, como la del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, quien señaló que era “necesario avanzar en la despenalización y después en la legalización” sembró dudas acerca de los alcances que podría llegar a tener la normativa propuesta por el Ejecutivo.

Consultada por LA CAPITAL -Mar del Plata- la ministra señaló: “El Ministerio está acompañando, junto con el Ministerio de Salud y la secretaría de Legal y Técnica de la presidencia, el armado del proyecto. Es un proyecto de legalización del aborto”. Y cerró: “Cuándo se va a enviar no lo sabemos, porque es una decisión exclusiva del Presidente, pero cuando se haga estaremos ahí acompañando y esperando, después, que sea el propio juego de la democracia el que resuelva el destino de ese proyecto de ley”.

– Un sistema de cuidados para acortar la brecha

Uno de los ejes principales que abordará el Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad durante su gestión está vinculado a la creación de un sistema nacional de cuidados, una política orientada a acortar la brecha de desigualdad en el mercado laboral para las mujeres.

“El núcleo más duro de roer de las desigualdades está en cómo históricamente se naturalizó que las tareas de cuidado (de la casa, de hijos, de adultos mayores) corresponden a lo privado, es decir a la familia y, dentro de la familia, a las mujeres. Cuando ingresamos al mercado de trabajo de un modo masivo, como fue en la segunda mitad del siglo XX, asumimos compromisos en el mercado pero no perdimos tareas de cuidado”, señaló la ministra, quien destacó que estudios nacionales advierten que las mujeres argentinas dedican “80 horas más al mes” a tareas de cuidado que los hombres.

“En esto, el Estado tiene que acompañar de otro modo. Cuando se ve que los servicios públicos para el cuidado de bebés de 0 a 2 años solo alcanza a un 6% de la población infantil, quiere decir que el cuidado restante 94% recae en las familias y cuando recae en las familias, recae en nosotras”, señaló.

La ministra, además explicó “El Estado tiene mucho para hacer y el sector privado, también. Tiene que haber una mejor distribución entre los actores como entre los géneros para que nosotras podamos limar ese hueso que nos genera desigualdad que también genera violencia”.

One thought on “Alta tolerancia social a la violencia machista

  • 16th febrero 2020 at 12:19 pm
    Permalink

    HAY TOLERANCIA Y HAY OCULTAMIENTO DE LOS ABUSOS Y DE LAS VIOLENCIAS

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *